QUIENES SOMOS?
IGSAT Pioneros en San Andres.
Instituto Gastronómico San Andrés Tuxtla, Veracruz. Es una escuela de Alta cocina profesional, la primera en San Andrés Tuxtla, donde abrimos nuestras puertas en Niños Héroes #782. Y venimos cumpliendo nuestro objetivo: Formar cocineros profesionales.


MISION.
Formacion de profesionales.
Profesores altamente capacitados donde atravez de ellos/as los alumnos aprenden los secretos de la mejor cocina tanto nacional como internacional ,ademas de descubrir los secretos de decoracion gastronomica mas actual.. nuestra labor principal es la formacion de futuros cocineros y cocineras,
desde un nivel basico de principiante ,hasta un nivel maximo de alta cocina que los encumbre como
chefs de los mejores restaurantes.

ACTITUD, LUCHA Y ACTITUD.
En mi experiencia entre cocineros, restaurantes y la buena vida, defino los siguientes elementos como indispensables para cocinar la buena receta del éxito: actitud, lucha y actitud, lo más importante. Todo está dicho si añadimos talento, educación, interés por construirnos una buena imagen y vocación, pues hay que haber nacido para cocinar bien y satisfacer a los comensales. El secreto está en acomodar bien las mejores herramientas que nos lleguen y jugar con todo. Con la serenidad de que muchas veces podemos ganar y, tal vez en la mayoría, vamos a perder.
Chef Mario Enrique Ruíz Gómez

LA IMAGEN
¿Si estoy bonito tengo más posibilidades de ganar la carrera para ser un buen Chef? Quizá sí o quizá no. La imagen es una herramienta para comunicar mejor las cosas. Ayuda en todo momento y es un buen vehículo para transmitir los mensajes de manera más inmediata y eficaz. Si nos toca la buena fortuna de ser - según el consenso postmoderno - agradables a la vista, ¡qué suerte! Ya tenemos cierta ventaja, pero no tenemos todo el camino andado.
Falta mucho.

AZAR Y TRABAJO
Para empezar, es importante tener claro que la vida misma es un azar y que, cuando planeamos o planificamos, estamos enderezando la nave, dandole un poco de tendencia. Sin embargo, la vida es una aventura que premia a quien más se enfuerza y mayor enfoque tiene. Aun con ello, deja un poco al azar: los hilos conductores que ponen en su lugar a cada persona. No hay que olvidarnos de considerar el componente incierto y azaroso que implica tener una pizca de suerte.